GECKO DORADO

En este artículo os hablamos del gecko dorado o lagartija leopardo (de nombre científico Gekko badenii). Se trata de un hermoso reptil que también se tiene como mascota pero que no se recomienda si no a personas con experiencia en el cuidado de geckos. Este reptil tiene mucha actividad y se estresa fácilmente. A continuación de damos algunos detalles de este lagarto.

Taxonomía y clasificación del gecko dorado

Reino:Animalia
Filo:Chordata
Clase:Sauropsida
Orden:Squamata
Suborden:Lacertilia
Familia:Gekkonidae
Género:Gekko
Especie:G. badenii

Características físicas del gekko badenii

Los gecko dorados tienen un bonito colorido. Los machos adquieren el icónico tono amarillo dorado. En la mayoría de los casos, el color es uniforme en todo el cuerpo. Sin embargo, algunos ejemplares pueden tener sutiles marcas negras o verdes.

Las hembras son un poco más oscuras. Suelen tener un aspecto más cercano al marrón que al dorado. Más allá de la intensa coloración, los geckos dorados se parecen a cualquier otra especie de gecko. Tienen la cabeza en forma de triángulo, grandes ojos saltones y finas hendiduras en las pupilas.

gecko dorado

Más allá del color, hay algunas diferencias notables entre los machos y las hembras de esta especie. Los machos suelen ser unos 2 centímetros más largos que las hembras.

Los machos alcanzan una longitud de 17 a 18 centímetros y las hembras de 12 a 15 centímetros. Los gecos dorados machos también tienen poros en el interior de las patas traseras y perillas carnosas en la base de la cola.

La cola es larga y ocupa una buena parte de la longitud de este lagarto. En los dedos de las patas delanteras y traseras encontrarás dedos individuales con almohadillas carnosas para trepar.

¿Dónde vive la lagartija leopardo?

Originarios de los bosques tropicales húmedos de Vietnam y otras regiones del sudeste asiático, la mayoría de los geckos dorados en cautividad son capturados en la naturaleza. Por ello, pueden ser más difíciles de manejar que las mascotas más comunes criadas en cautividad.

¿Cuántos años vive este gecko?

La esperanza de vida puede variar de un ejemplar a otro. Dado que la mayoría son capturados en la naturaleza, determinar la esperanza de vida de este lagarto es muy difícil. Sin embargo podríamos decir que suele estar entre 8 y 10 años. Es un poco más corta que la del gecko leopardo, más común.

gecko dorado sobre fondo blanco

¿Qué come? Dieta y alimentación

La lagartija leopardo es un reptil omnívoro que se alimenta principalmente de insectos como grillos, cucarachas y todo tipo de gusanos. También aceptan algunas frutas. Le gustan los mangos, las papayas y los plátanos.

Como mascota puedes darle algunos purés de frutas comerciales. En cautividad complementa su comida y alimentación con suplementos de calcio y vitamina D3, así te asegurarás de que tu amigo reptil recibe los nutrientes que necesita para estar saludable.

Cuidados del geco dorado

gecko dorado bajando por rama de arbol

Al igual que cualquier otro gecko como mascota, esta especie requiere de mucha atención y un entorno bien mantenido con condiciones adecuadas. También tiene algunas necesidades únicas que debes conocer si quieres que prosperen.

El geco dorado o lagartija leopardo es una especie arbórea. Pasa mucho tiempo en la naturaleza trepando a los árboles y elevándose del suelo. Esto significa que, a la hora de elegir un recinto, hay que centrarse en la altura más que en la superficie.

El terrario deberá ser de cristal con rejillas de ventilación para una correcta circulación del aire. Añade una capa de un sustrato absorbente. Utiliza ramas, madera a la deriva, estantes de corcho y ramas para crear una red de caminos trepables. Añade algunas cajas de escondite artificiales, troncos volcados y cuevas para que se refugien. Luego, añade plantas vivas o artificiales para crear un aspecto natural.

¿Cómo es su carácter y comportamiento?

El gecko dorado es un animal nocturno, así que no esperes verlo mucho por el día. Normalmente permanecerán quietos descansando o escondidos hasta la llegada de la noche. Una vez que se apagan las luces, estos lagartos se vuelven muy activos.

Será en este momento cuando saldrán a explorar el terrario y a cazar insectos, donde podrás observar como se mueven y lo rápido que son estas lagartijas.

dos geckos dorados

En cuanto al comportamiento, los geckos dorados pueden ser un poco ansiosos. Esto sucede especialmente al principio. Es probable que tu mascota se calme y se vuelva un poco más dócil, pero esto lleva su tiempo.

Los machos son muy territoriales y no pueden estar juntos en el mismo terrario. La mejor combinación es un macho junto con una o dos hembras.

No se recomienda intentar coger o manipular demasiado a esta especie. Ello les crearía ansiedad y te morderían. Su piel es bastante fina y se rompe con facilidad, lo que hace que el reptil sea más susceptible a las lesiones físicas.

Como se ha mencionado anteriormente, los geckos dorados pueden volverse más dóciles a medida que se familiarizan contigo y con su entorno. Una vez que llegues a ese punto, el reptil puede ser más receptivo a la manipulación. Pero incluso entonces, ¡nunca debes forzarlo!

También te puede interesar:

¿Quieres ver más artículos de geckos? Seguro que sí. Aquí te dejamos unos cuantos más.